Contenido principal
Noticias

Con la implementación del Registro Único de Vacunación automático, el ICA avanza en la sistematización de sus trámites, mejorando la prestación del servicio a los ganaderos

Vacunación ganado bovino
Foto de archivo ICA.
  • El Registro Único de Vacunación (RUV) automático beneficiará a los productores bovinos al reducir el tiempo para la expedición de las Guías Sanitarias de Movilización Interna, GSMI.
  • Con esta nueva medida, se cargará en tiempo real el RUV al Sistema de Información para Guías de Movilización Animal (SIGMA), ahorrando tiempo y dinero a los ganaderos del país.  
  • Este desarrollo tecnológico elimina un trámite y mantiene actualizado el inventario ganadero.

Bogotá, 19 de noviembre de 2019. Desde que inició el 2do ciclo de vacunación 2019 contra la fiebre aftosa y la brucelosis bovina, el pasado 5 de noviembre, el ICA implementó la primera fase del piloto de cargue automático del Registro Único de Vacunación, RUV, el cual está siendo incorporado automáticamente al Sistema de Información para Guías de Movilización Animal (SIGMA), luego de que las Organizaciones Ejecutoras Ganaderas Autorizadas hayan vacunado a los animales y digiten la información en el aplicativo SAGARI.

Esta nueva medida hace parte de la estrategia de automatización de procesos y simplificación de trámites que implementa el ICA, la cual busca hacer más efectiva la prestación de los servicios, optimizando y racionalizando el uso de recursos para responder en forma ágil y oportuna las demandas y necesidades del sector ganadero.

En este caso, con la implementación del RUV automático, el ICA evita el desplazamiento de los ganaderos hacia las diferentes oficinas del Instituto, hasta donde tenían que dirigirse anteriormente para actualizar la información de la vacunación después de cada ciclo.

“El sistema de vacunación que maneja Fedegan envía la información asociada con el RUV de los predios vacunados al aplicativo SIGMA, y allí esta se actualiza automáticamente, evitando que los propietarios tengan que acercarse con el documento físico al ICA”, explicó el subgerente de Protección Animal del ICA, Alfonso Araujo Baute.

Los propietarios con variaciones injustificadas en su inventario, no podrán tener el servicio de RUV automático y tendrán que presentar el documento en las oficinas del ICA.

Con el RUV automático, los beneficios directos que obtendrá los productores bovinos se verán reflejados en la disminución del tiempo de la expedición de las Guías Sanitarias de Movilización Interna, GSMI, el cual es un instrumento sanitario de control epidemiológico para la movilización de animales por el territorio nacional.

Este desarrollo tecnológico elimina un trámite y  mantiene actualizado el inventario ganadero. Así mismo, evita desplazamiento de los productores desde largas horas hasta las instalaciones del Instituto, lo que representa ahorro de tiempo y dinero.

Comparte esta entrada en:

Entidades del Sector